Lugares misteriosos de Roma

Una ciudad con varias capas, antigua y que ha tenido una vida caótica como Roma, esta obligada a tener muchos rincones misteriosos.

El mas curioso de estos lugares se encuentra en Aventino, una de las siete colinas de Roma, sede de una zona residencial muy tranquila y con grandes espacios verdes, una de las zonas mas deseables de la ciudad. En medio encontramos la Piazza dei Cavalieri di Malta, diseñada por el artista italiano Piranesi en el siglo XVIII. A su lago encontramos una gran puerta cerrada, que conduce al Priorato de los Caballeros de Malta. Ven aquí a cualquier hora del día o de la noche y veras a gente mirando a través de un agujero en la puerta. Si miras por este pequeño agujero te darás cuenta de que se ve como los arboles rodean la Basílica de San Pedro como si apuntasen hacia esa direccion.

En el segundo lugar de la lista de lugares extraños en Roma esta el Templo de Mitra que se encuentra en las profundidades de la iglesia del siglo XII San Clemente en la via San Giovanni in Laterano. Debajo de la iglesia superior se encuentra una iglesia del siglo IV, y debajo de esta se encuentra un templo oscuro y húmedo con un altar y una talla de Mitra matando a un toro. Descender aquí nos recordara a la imagen que tenemos del inframundo.

Si eso no es suficiente para que un escalofrío recorra tu espina dorsal, visita uno de los museos mas extraños del mundo, el Museo delle Anime dei Defunti (Lungotevere Prati 12). Este es un museo de las almas perdidas, que se adjunta a la iglesia del Sacro Coure di Gesú. Contiene las huellas de manos y las huellas dactilares de las almas perdidas en el purgatorio, que quedan en los libros de oración para que los vivos rueguen para que sean liberados del purgatorio.

La siguiente parada en este mágico y misterioso viaje es la Basilica de Santa Cecilia en Trastevere, la ultima morada de Santa Cecilia. Cuando su cuerpo fue recuperado de la Catacumba de San Calixto en 1599, se encontró totalmente conservado milagrosamente. Así que ella fue representada dentro de la iglesia, en una delicada escultura de Stefano Moderno. Esto demuestra exactamente como estaba el cuerpo cuando fue descubierto, recostado como si solo hubiese estado durmiendo desde su muerte, en algún momento del siglo II.

Sin embargo, otro lugar extraño es la cripta de Santa Maria de la Concepción de los Capuccini en Via Vittorio Veneto. Esto ha sido profusamente decorada con un extraño tipo de decoración, huesos humanos. La capilla subterranea contiene los restos de unos 4.000 frailes enterrados entre 1500 y 1870. Estos memento mori (recordatorio de la mortalidad) han sido casi juguetonamente confeccionados en todo tipo de elementos decorativos, desde los altares, lamparas e incluso un letrero. Tal vez este punto sea el ideal para abandonar la búsqueda de lo misterioso, y buscar algunos de los mejores helados del mundo en su lugar. ; )

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *